– Los altos precios, derivados por la guerra de Ucrania, motivaron el crecimiento del autoconsumo

MADRID, 10 (SERVIMEDIA)

Los accesos de autoconsumo a la red de distribución de Endesa subieron un 226% en 2022 después de haberse gestionado un total de 81.800 autoconsumos frente a los 25.000 activados durante 2021.

Según informó la empresa en un comunicado, con esta evolución, el año pasado se alcanzó un total de 115.192 instalaciones de autoconsumo activas en la red de distribución de Endesa, que opera como compañía distribuidora en Andalucía, Extremadura, Cataluña, Aragón, Baleares y Canarias.

Estas más de 115.000 instalaciones cuentan con una potencia instalada conjunta de 2,48 gigavatios (GW), el 47% de la potencia del total de las instalaciones de autoconsumo activas en España en 2022, y su producción equivaldría al 57,7% de la energía producida en las centrales de carbón existentes en España durante el pasado año. Esto supone evitar la emisión a la atmósfera de 2,13 millones de toneladas de dióxido de carbono (CO2) al año, según Endesa.

«Estas cifras evidencian el empuje creciente del autoconsumo en nuestro país, acelerado por el contexto de altos precios derivado de la guerra de Ucrania. En un solo año se multiplicaron por 2,4 veces el número de autoconsumos activos en la red de e-distribución respecto al acumulado en los cuatro años previos», detalló Endesa. Además, en los dos primeros meses de 2023, el volumen creció hasta rozar las 150.000 instalaciones activas, con una potencia de 2,68 GW.

Del total, cerca del 99% son autoconsumos con excedentes, que vierten la energía que sobra a la red y el 1% restante son autoconsumos sin excedentes. La inmensa mayoría son autoconsumos individuales frente a 161 autoconsumos colectivos.

Quizás también te interese:  El Banco de España estima que la 'excepción ibérica' rebaje cinco décimas la inflación mientras los alimentos presionarán al alza

Los cálculos provisionales sobre la energía vertida a la red durante el año pasado por los autoconsumos con compensación registrados en la red de distribución de Endesa alcanzan los 248.000 megavatios hora (MWh), el equivalente al consumo de 71.000 hogares, una cifra que no incluye la de las instalaciones que venden directamente su excedente al mercado.

Por zonas, Andalucía y Cataluña concentraron el 86% de los autoconsumos activos y el 74% de la potencia instalada. Canarias y Aragón presentaron los mayores incrementos interanuales, con aumentos superiores al 300%.