– Podría poner en cuestión el modelo de negocio de Cabify

MADRID, 05 (SERVIMEDIA)

El Tribunal Constitucional revisará la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) que impide a Auro operar con varias plataformas de VTC, que en caso de ser favorable a los intereses de Auro podría suponer un duro golpe al modelo de negocio de Cabify, según los expertos conocedores del caso a los que ha tenido acceso Servimedia.

Auro cuenta en la actualidad con 1.100 licencias de VTC en Madrid, el 15% de las 7.000 que operan en la capital, y su intención es que la justicia les permita operar con otras compañías como Uber o Bolt, que han logrado que Auro les pague por sus trayectos un porcentaje superior a los que la compañía fundada y liderada por Juan de Antonio.

El desencuentro comercial entre Auro y Cabify se remonta a 2019 y tiene su origen en el contrato comercial entre ambos, donde había una cláusula de exclusividad que obligaba a Auro a operar sus licencias sólo con Cabify, una situación negativa para Auro, que incurría en pérdidas todos los meses, ya que Cabify daba muy pocas horas de ocupación a los coches, según apuntan fuentes de Auro.

El conflicto estalla como consecuencia de determinados desacuerdos comerciales, que llevaron a Auro a crear su propia aplicación, Auroapp, que como posteriormente se confirmó en el procedimiento arbitral de Cibeles, compañía ‘hermana’ de Auro, era una app que no violentaba la cláusula de no competencia.

En junio de 2019 Cabify, demandó a Auro a través de un arbitraje, en el que solicitó cerrar la aplicación y una indemnización millonaria, que rondaba los 50 millones de euros. El Tribunal de arbitraje dejó sin efecto el pacto de exclusividad suscrito con Cabify, por lo que permitía a Auro trabajar con plataformas rivales como Uber. Pero después del primer logro en arbitraje, el TSJM de Madrid tumbó esa decisión lo que obligó a Auro a recurrir al Constitucional, que ha admitido a trámite el recurso de amparo.

Quizás también te interese:  Abierta la convocatoria para los 'Premios Wonnow' de CaixaBank y Microsoft que reconocen a universitarias de ciencias

La sentencia del TSJM hizo que Cabify presentara diversas iniciativas en relacióna Auro, solicitando medidas cautelares en juzgados de Madrid para que dejasen de trabajar con Uber.

Los representantes de Auro consideran que han salido vencedores de esos pleitos cautelares y ahora esperan que el Tribunal Constitucional les permita operar con todas las plataformas.

Las consecuencias para Cabify si el TC da la razón a Auro podrían poner en cuestión su modelo de negocio, según estos expertos. Cabify perdería la exclusividad sobre las 1.100 licencias de Auro, y se vería obligada a soportar ‘sine die’ la situación actual, que es compartir con otras plataformas las licencias de Auro. Además, permitiría a Auro poder seguir trabajando con su propia app con plataformas como Uber y Bolt.